20.1.08

Detalles sobre la masacre de "El Despertar"


Leí hace varias semanas la nota de SoySalvadoreño en donde resalta de la entrevista al periodista Carlos Santamaría los datos que aporta sobre la masacre de "El Despertar". Revisando los comentarios, hay quien pone en entredicho las declaraciones de Santamaría, pues confronta la hora del inicio de la masacre con la que menciona Mons Romero en su homilía del día siguiente. Para el camarógrafo, la refriega comenzó a las cuatro de la mañana y en la homilía Monseñor dice que fue a las seis.

Para ubicar el contexto, me apoyaré en la interesante nota que colocó Víctor en su blog.

Así las cosas, me quedó la espina de la hora de inicio de la masacre, así que hice lo que cualquiera ante la duda: fui y le pregunté a una persona (a quien le tengo mucha estima) que habita en San Antonio Abad sobre el asunto. No puedo transcribir literalmente lo que me dijo (olvidé llevar una grabadora) pero lo haré lo mejor que pueda.

Es que la Guardia no entraba directamente a un lugar. Primero lo cercaban y luego entraban. En ese tiempo San Antonio Abad no era como es ahora, con muchas calles pavimentadas. Para llegar a El Despertar había un montón de caminos pequeños

Ella tiene razón, en esa época San Antonio Abad era un cantón de San Salvador, semi-urbano, en donde al dejar la calle principal, se circulaban en caminos y veredas empedradas o de tierra. Todas ellas eran las viejas rutas que las personas que vivían en el volcán de San Salvador usaban para llevar sus productos al mercado central.

Fue por eso que la Guardia Nacional comenzó desde las 4 de la mañana a cerrar todos esos accesos. Así se aseguraban que no llegaran ambulancias o de la Cruz Roja. Luego comenzó a ejecutar disparos, para que la gente que vivía cerca se asustara y no salieran de sus casas. Además, así se aseguraban que los papás de los jóvenes que estaban en el retiro no se acercaran a ayudarlos. Luego ellos mismos armaron una balacera desde diferentes sitios, para simular que alguien les estaba disparando. Ya cuando comenzaba a clarear, a las 6 de la mañana, es que entraron a El Despertar. La hora está confirmada, pues una de las cocineras, quienes comenzaban las tareas para preparar el desayuno, vio su reloj poco antes de que comenzara todo


Luego, me contó algunos detalles de la masacre, que prefiero no transcribir, pues retratan lo inhumanos que llegaron a ser los cuerpos de seguridad de ese entonces.

Pero no fue sólo la masacre la cosa siguió cuando se llevaron a todos a las bartolinas, los tuvieron ahí como quince días. Sólo hasta que salieron, las señoras comenzaron verse entre ellas los moretones que tenían en el cuerpo. Hasta ese momento comenzaron a llorar por todo lo sucedido. ¿Se imagina lo que es que una señora tenga todo eso dentro y pueda comenzar a llorar hasta quince días después y siga llorando al recordarlo un mes o diez años después? De las cocineras sólo una de ellas está viva, las otras ya fallecieron.

Mi duda, que al final no es lo verdaderamente importante, quedó aclarada. Los cuerpos de seguridad comenzaron toda la operación cerca de las cuatro de la mañana, bloquearon las rutas de acceso, armaron el escenario y procedieron, a las seis de la mañana, a tomar por asalto la casa de retiros, asesinando a unos, golpeando y arrestando las personas restantes.

Escribo todo esto para que no quede todo a merced de mi memoria, para que dentro de algunos años pueda seguir recordando las atrocidades cometidas, para tener más fuerzas de exigir que todo eso no vuelva a suceder.

Categoría: , , ,

3 comentarios:

  1. Supongo que tienes razón, hay que recordar para no olvidar, pero son episodios tan terribles que uno no quisiera verles la cara.

    ResponderEliminar
  2. Cada bitacorista que investiga en fuentes originales agrega un importante valor que excede, en mi opinión, el de aquellos que descansan en fuentes secundarias. Enriquecen el diálogo.

    Es encomiable, por lo tanto, que hayas buscado una fuente primaria, y te lo agradezco.

    Hay, sin embargo, una curiosa inconsistencia entre tu entrevistado y la homilía de Msgr. Romero del 21 de enero de 1979, la cual, por haber sido dictada al día siguiente de los hechos, me parece imperfeccionable desde el punto de vista de inmediatez y frescura de mente. Por otro lado, las palabras de Msgr. Romero obviamente tienen la desventaja de ser fuente ya secundaria en sí mismas, puesto que Msgr. no fué testigo.

    En éste sentido, tu fuente tampoco parece haber sido testigo, sino que vivía en las inmediaciones y le contaron todo después. Sería interesante saber si a tu fuente se lo contaron al día siguiente, como a Msgr., o si se lo contaron algún tiempo depués: la(s) discrepancia(s) de(l) (los) relato(s), incluyendo lo que no transcribiste, podrían explicarse por dicho lapso temporal.

    Cita Msgr: «"... este día, a las seis horas de la mañana, cuando me encontraba durmiendo..."»

    Resulta evidente que la balacera empezó a las o después de las 6, puesto que a las 6 el testigo de Msgr. aún dormía.

    Por el contrario, tu fuente dice: «desde las 4 de la mañana a cerrar todos esos accesos [...] Luego comenzó a ejecutar disparos [...] Luego ellos mismos armaron una balacera desde diferentes sitios, para simular que alguien les estaba disparando. Ya cuando comenzaba a clarear, a las 6 de la mañana, es que entraron a El Despertar.»

    La secuencia de tu fuente es clarísima: primero, "disparos"; segundo, "balacera," y ambas cosas antes de las 6. La de Msgr. diverge: a las 6 los atacados aún dormían.

    Interesantemente, tanto Msgr. como tu testigo enfatizan tanto la hora que ambos dedican la oración subsiguiente a las que he citado de cada uno a verificar la hora. Y cito:

    Romero: «Durmiendo, tengan en cuenta todos estos detalles»

    Fuente de Aldebarán: «La hora está confirmada [...] vio su reloj poco antes de que comenzara todo»

    ¿Porqué difieren los relatos en éste punto, y porqué las diferentes versiones enfatizan tanto la hora? (o deshoras, mejor dicho) ¿Porqué difiere tanto el testimonio de Carlos Santamaría del de Msgr. Romero? ¿Cuánto tiempo llevó que le contaran a tu fuente los hechos, y porqué a tu fuente se lo contaron diferente que a Msgr.? ¿Que ocurrió en ése lapso?

    Los misterios continúan abiertos.

    ResponderEliminar
  3. Tramontana:
    Uno no quiere verles la cara, pero resulta que no han podido cerrarse adecuadamente. Todo el mundo sabe que fue la Guardia y la Policía Nacional quienes cometieron la barbarie, pero no se ha iniciado ningún proceso judicial. Ni siquiera ha aparecido algún guardia arrepentido pidiendo perdón.

    e-v:
    A mí me parece normal que el joven que participaba en el retiro estuviese todavía dormido a las 6 de la mañana y que las señoras que iban a preparar el desayuno ya estuvieran despiertas y listas para comenzar los quehaceres.

    Con lo de los disparos y la balacera, hay que imaginarse el escenario: no todo se hizo frente al portón de "El Despertar". Pudo haberse realizado lejos del lugar, en medio de los muchos senderos y árboles que existían. Eso explicaría porqué los jóvenes no se despertaron con el ruido. En fin, son demasiadas suposiciones.

    Una cosa que se aprende en cualquier investigación es que para recrear el hecho completo es necesario interrogar a muchos testigos, pues cada uno cuenta una porción del suceso completo. Lo que el oven atestigua se complementa con lo de la señora. Las declaraciones de Santamaría sólo confirman lo que desde hace años se sabe en San Antonio Abad.


    Dado que investigar el hecho nunca ha sido prioridad en las instituciones gubernamentales, así con el tiempo que se perderán todas las fuentes primarias. Se me ocurre una idea retorcidísima: a eso juega el gobierno, a esperar que todos los testigos de las diferentes masacres se vayan muriendo. Cuando eso suceda, derogarán la ley de amnistía y o habrá nadie que levante su dedo acusador contra los asesinos, quienes también ya estarán descansando varios metros bajo tierra.

    ResponderEliminar

Nota: sólo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.