16.6.05

Diversos modos de escribir estos post.


Volver a escribir a mano no es una tarea sencilla. Mi caligrafía es tremendamente deficiente. He vuelto a encontrar que no le pongo los puntos a las íes, que hay trazos que han desaparecido y que lo que antes era medianamente legible ha declinado mucho hacia pequeños ganchitos.

Por supuesto que en la época escolar intentaron moldearme mi caligrafía. Pasé por algunos libros del método Palmer de caligrafía. Aprendí a hacer los trazos principales, lograba escribir bien las letras cada una por separado, pero nunca logré conectarlas y escribir una sola palabra sin levantar el bolígrafo del papel, que es el ideal del método.

Luego, me enseñaron a hacer letra de imprenta con tintero, canutero, plumilla (¡y tinta china, por supuesto!) para luego enseñarme a usar los rapidograph. Esto definió casi por completo mi escritura a mano desde entonces, pues ahora casi todas mis letras son "de molde" con ligeros rasgos cursivos.

Junto a este aprendizaje surgió el pleito de descubrir con cuáles instrumentos y materiales trabajaba mejor. Probé con plumas fuentes por unos años, pero el desastre en mis cuadernos era evidente. A causa de la calidad del papel, al voltear la página era visible casi todo lo escrito en el lado anterior, además del corrimiento de la tinta. Luego probé con distintas marcas de bolígrafos, tipos de punto (mediano o fino), colores de tinta y papeles. La tecnología avanzó y aparecieron los roller ball. Probé con ellos y me gustaron, pues no se corrían tan fácilmente y lograban puntos más finos que los bolígrafos. Tuve también marcadores (plumoncillos, plumones, pilot), siempre de punto fino, pero necesitaban papel de mayor calidad para usarlos, pues los papeles baratos y porosos absorbían la tinta y volvían los trazos borrosos. Mi experiencia con los lápices de madera, portaminas o lápices mecánicos han sido las mejores, pero la presentación siempre ha sido de inferior calidad.

¿De dónde sale esta repentina preocupación? De un post de Rafael sobre su pluma fuente Parker 45 y la satisfacción que le produce escribir con ella.

Confieso que he abandonado la escritura a mano por una más ágil y limpia digitación en computadora. En uno de los comentarios en el blog de Rafael, Éowyn Zirbeth anotaba que escribía más rápido en la máquina que a mano. A mí me sucede lo mismo, escribir en la pantalla impide que las ideas se me pierdan.

He descubierto que tengo "puntos pendientes" con mi escritura a mano. Así que comencé un pequeño experimento: escribir a manos estos post y luego copiarlos en la computadora. ¿Cuánto durará este experimento? Me parece que hasta lo que lo haga mi paciencia y mientras no logre descubrir las herramientas adecuadas para mí.

4 comentarios:

  1. Creo que de alguna manera todos hemos pasado por esa tesitura: unos (los menos) han seguido con la escritura a mano y otros nos hemos pasado (no sin cierta dificultad al principio, hasta acostumbrarbos) al teclado y la pantalla. Yo las notas las tomo a mano y luego escribo por extenso en el ordenador.

    ResponderEliminar
  2. También pasé por todos los puntos posibles y hasta imposibles para plumas, plumones, plumillas y plumines. Los lápices me desesperan, por lentos, aunque el HB es una maravilla para ponerse a jugar con el dibujo.
    A principios de los ochenta aparecieron unas plumas fuente desechables con tintas de colores simpáticos. Me hice adicto a la tinta sepia, a pesar de que las plumas hacían un chorreadero horrible. (Quizá por eso me gusta que se despinte la tinta Parker...) También, durante temporadas, usé tinta morada para algunos papeles. Me quedé durante unos años con las plumas con punta de metal, tipo estilográfica, pero me hartaron. En cierto momento llegué a sentir que crujían. (Desorden obsesibo compulsivo, que le mientan.) Las de fieltro no aguantan treinta cuartillas sin ponerse romas, y la tinta no es tan firme, aunque hay unas Faber-Castel bastante notables para hacer apuntes sueltos, de las que todavía tengo algunas.
    Parker 45 y una computadora bestial... Bien posmoderno mi rollo. Igual compro Gansitos Marinela y me los como con Coca light.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  3. Nota bene: en el post anterior, donde dice "obsesibo" deber decir como debe decir. Juro que fue error de dedo.

    ResponderEliminar
  4. Conste que el hecho de que escriba con la computadora (en la península la llamamos ordenador, pero yo uso ambas) no significa que no tenga montones de bolis y cuadernos. Últimamente salgo poco de casa, pero por lo general llevo siempre una libreta pequeña y un bolígrafo resistente y de tinta azul o negra para apuntar cosas que se me ocurren en los momentos más inoportunos. Y os dejo, que me reclaman para ir a tomar algo y dar un paseo. El calor vuelve a ser infernal...

    ResponderEliminar

Nota: sólo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.